Cuando podemos adelantarnos a las enfermedades y evitarlas

Días atrás lanzamos un revolucionario Programa llamado “ADN – Medicina de Precisión” que, como su nombre lo indica, se basa en la máxima personalización y precisión del tratamiento de las enfermedades predominantes en occidente en base a tu propio ADN. De esta manera, conociendo tu información genética, diseñamos acciones concretas y altamente efectivas que te permitirán evitar la aparición de afecciones relacionadas al corazón (cardiometabólicas) para las cuales tenés predisposición. Imaginate todos los problemas que podés evitar, y la manera en que podrás vivir más y mejor…

Para que puedas conocer más acerca de esta propuesta única en la Región, que sabemos que marcará una antes y un después en la forma de hacer medicina, compartimos la primera parte de esta entrevista con el Dr. Rubén Salcedo, Director Médico de Clínica Diquecito, quien nos habla acerca de la importancia de conocer tempranamente toda la información que proveen nuestros genes, y actuar en consecuencia:

– ¿Qué rol juega el estudio del ADN en la medicina actual?

El ADN presente en el núcleo de cada céluna contiene toda la información para el ser humano desde su desarrollo embrionario hasta la adultez. Este tiene información no solamente de las enfermedades genéticas que desarrollará la persona, como el daltonismo (ceguera para el color rojo que limita la visión de los semáforos), o la anemia del mediterráneo, sino que también nos dice cómo será la digestión de la persona, cómo tolerará ciertos medicamentos, si será alérgico o no a la penicilina, si tendrá intestino irritable y hasta qué color de cabello y altura llegará a tener. Es como un disco duro de nuestras computadoras en el que se encuentra toda la información (hardware) de aquello que iremos manifestando a lo largo de nuestras vidas. Entonces, todas las células de nuestro cuerpo tienen esa codificación genética, y la misma se va a expresar en algún momento, es decir se va a manifestar. Y esta manifestación dependerá, según la Organización Mundial de la Salud (O.M.S.), en un 55%, de lo que la persona coma o deje de comer; de la actividad física que haga o deje de hacer; de si toma alcohol o no, o si fuma o no. Todos esos elementos van a ir variando esta “expresión genética”, que en medicina se denomina “fenotipo”.

Para ser más claros, la carga genética que tiene el individuo desde su nacimiento es llamada “genotipo”, y la resultante final manifestada en el cuerpo o físico de la persona que esta información presentará se llama “fenotipo”. O sea, el fenotipo es la expresión corporal de mi información genética. Entonces, eso es lo que tratamos de analizar ahora desde la genética: el genotipo; es decir, analizamos si los genes de la persona tienen algunas características especiales y, una vez que éstas son identificadas, le damos a la persona la alimentación, actividad física y otras pautas a aplicar de allí en adelante para evitar que esos genes se expresen, y hacer que aparezca un fenotipo sano y no enfermo. Esta es la base de nuestro programa ADN – Medicina de Precisión”.

– Entonces, no hay dudas de que el conocer nuestro ADN puede marcar un antes y un después en nuestras vidas…

Es muy importante por esto que mencionamos, que al conocer las expresiones genéticas antes de que aparezcan podemos modificar la alimentación y el estilo de vida en particular y evitar así su expresión o manifestación física.

Hay un caso muy paradigmático que es el de la actriz Angelina Jolie. Como a ella le habían indicado que tenía un genotipo que la predisponía a padecer cáncer de mamas, tomó la drástica decisión de operarse (hacerse una mastectomía bilateral). Hoy podemos saber si una persona, por ejemplo, va a desarrollar diabetes, porque ésta ya está codificada en su ADN, o si va a desarrollar un infarto, o si va a presentar en un futuro obesidad y de qué tipo.

Justamente en un caso que atendimos hace pocas semanas en el marco de nuestro nuevo programa, detectamos que nuestro paciente tenía una alta predisposición a la obesidad. Pero también detectamos que su estómago requiere de mucho volumen de alimento para sentir saciedad. Entonces, conociendo esta predisposición a la obesidad asociada a las necesidades de su estómago, diseñamos una nueva alimentación para esta persona, incluyendo en su dieta alimentos de alto volumen y bajos en calorías, para acrecentar su sensación de saciedad.

En pocos días te traeremos la segunda parte de esta nota. Pero mientras tanto, si querés conocer más acerca de nuestro nuevo programa “ADN – Medicina de Precisión” y de cómo éste puede ser trascendental para tu salud, ingresá AQUÍ.